El Interiorismo y el Estado de Ánimo

11 February 2020 / 09:00 hrs

Después de luchar con el tráfico diario, llegas al edificio donde se encuentran tus oficinas, pasas tu tarjeta y pasas hacia los ascensores. Mientras escuchas música ligera, revisas por última vez tu look en una de las paredes del ascensor, el lector del elevador señala el número 20. Se detiene.

 

nota-blog-interiorismo-01

 

Las puertas se abren, miras hacia abajo y el piso de duela sobre el que estás parado contrasta con el mármol de vetas grises que compone el pasillo, amplio e iluminado. Caminas unos cuantos metros y ya alcanzas a ver un poco de la ciudad a través de los ventanales. Al entrar a tus oficinas te recibe una cómoda sala de estilo nórdico, claridad, algunos detalles con colores radiantes, macetas con plantas vivas.

Luego de varias horas de teclear, levantas la mirada, la terraza está desocupada. Te levantas de tu silla y te diriges hacia ese lugar donde el aire fluye y hojas verdes se mueven armónicamente de un lado a otro. Observas la vida de la ciudad transcurrir.

Entonces llegan tus compañeros, se paran junto a ti a disfrutar la vista. Les comentas en qué estás trabajando, te comienzan a sugerir ideas. El intercambio de visiones se pone interesante, regresan a la sala interior. Entre bromas y risas, llegan a un acuerdo mutuo y cada quien regresa a su escritorio a darle forma a esas ideas.

Así de importante es el diseño de interiores. Esta pequeña descripción de lo que podría ser tu experiencia del día a día en tu lugar de trabajo, busca ejemplificar cómo el diseñar un espacio ya sea de convivencia familiar, estudiantil o laboral, tiene una influencia directa sobre nosotros y sobre lo que se supone que debamos hacer ahí.

Los espacios interiores han ido evolucionando con el paso del tiempo, respondiendo a las nuevas necesidades y objetivos de las personas. Además, ahora se considera incluso qué emociones sentirán las personas al estar en determinado lugar. Si retomamos el ejemplo anterior, subestimar el peso del diseño de un espacio de trabajo, puede provocar desmotivación, malestar, tristeza o incluso molestia en quienes lo utilicen.

Combinar la arquitectura con el diseño de interiores también permite aprovechar elementos externos, como el clima y la iluminación natural, buscando soluciones sustentables y económicas, creando así espacios agradables y funcionales.

Por otro lado, puede existir la posibilidad de que alguien deseé instalar, por cuestiones estéticas, algún material en el interior de su hogar, pero si las condiciones del entorno no son propicias, esta decisión podría tener como consecuencia altos costos de mantenimiento, reparación o incluso problemas de contaminación.

En la Universidad Anáhuac sabemos que para lograr el completo desarrollo de las personas, para promover que sus capacidades logren un pleno desenvolvimiento, es necesario considerar elementos como el diseño de interiores. Por ello es que tenemos el orgullo de ofrecer la Maestría en Arquitectura y Diseño de Interiores con especialidad en interiorismo, para que seas parte de quien genera los espacios más innovadores bajo una visión humanista. 

  Maestría en Arquitectura y  Diseño de Interiores

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Categorías

Últimas publicaciones

Comentarios

New call-to-action
Accesos rapidos
    Internet

    Intranet/SIU

    Bookbord

    Biblioteca

    Blackbord

    Blackboard

    Buzón de sugerencias

    Buzón de sugerencias